DOMINGO 25 FEBRERO, 2024

Por un 2024 hermoso

Martes 02 de enero de 2024

Apenas terminó el Apertura 2023 y la directiva de Tigres puso manos a la obra en las altas y las bajas tanto de varonil como de femenil. Se deshicieron de algunos elementos e incorporaron a sus filas lo mejor que había en el mercado para este próximo torneo.

El club se llevó los reflectores con los fichajes de Jennifer Hermoso y Juan Brunetta, así como la reincorporación de Alison González, dejando en claro que van por todo este 2024.

¿Serán las piezas que les hacen falta a ambos equipos?

Considero que los mejores siempre tienen que estar con los mejores, se tienen que medir en un nivel que les de competencia y que pueda sacar lo mejor que tienen.

En el caso de la Femenil, no demerito lo que Pachuca le dio a Hermoso porque de ahí recibió su primera oportunidad para mostrarse en la Liga mexicana, sin embargo, la irregularidad de las Tuzas y el mal manejo desde el banquillo hizo que el equipo le quedara chico a una campeona del mundo.

Dicen por ahí que la española rechazó ofertas en el extranjero y el regresar a Europa. No sé ustedes, pero para mí la cosa está más que clara: Jennifer Hermoso no se quiere ir de México sin levantar un título de Liga y ha escogido al equipo más ganador y protagonista de la Femenil para lograrlo.

Siguiendo con el conjunto de Siboldi, no es novedad que desde hace algunos torneos vienen haciendo cambios en la plantilla y hasta el momento han logrado esa mezcla entre experiencia y juventud.

Sin embargo, el grado de tolerancia para que los jugadores jóvenes puedan mostrarse es poca, por lo que si no logran marcar diferencia cuando se les da la oportunidad tienden a regresar a la banca.

Es por eso que el club sigue buscando a elementos como Juan Brunetta, que de acuerdo a las estadísticas hagan lo diferente. El argentino de 26 años llega al cuadro auriazul cargando con el peso de ser el mejor asistidor del Apertura 2023 donde peleará por el puesto con Sebastián Córdova.

Así de simple y sin necesidad de alardear mucho sobre sus refuerzos, Tigres solo se encargó de lo que le tocaba: incorporar lo mejor del mercado a sus filas y el ruido llega por default.

Histórico