VIERNES 28 FEBRERO, 2020

¡Aguas!

Jueves 13 de febrero de 2020

Los directivos de nuestra amada Liga MX deberían estar preocupados por el caso Pizarro. No hablo en sí del propio jugador, hablo del cómo se fue y cómo vinieron por él. Lo sedujeron y lo que antes sería una negativa rotunda ahora se convirtió en un hasta nunca.

Tenemos por lo menos 10 años diciendo que la MLS crece a pasos agigantados, que tarde o temprano superará a la Liga MX en cuanto a nivel se refiere y aunque probablemente esté muy cerca, aún no sucede, ojo, hablo futbolísticamente porque en todos los demás aspectos ya nos pasaron. Y no me digan que en la Conca no pueden contra los equipos mexicanos porque ese torneo no puede ser referente. Los equipos mexicanos están ya en buen nivel mientras que los estadounidenses apenas arrancan pretemporada. Diferentes tiempos.

Mientras acá sigamos con equipos que no pueden pagar nóminas, multipropiedades, extranjeros de medio pelo para abajo, cuotas por debutar jóvenes, formato mediocre de competencia, dobles contratos, liga de ascenso olvidada, y un pésimo marketing hacia fuera de nuestro país, la moneda caerá del otro lado y seremos proveedores de talento para nuestros vecinos del norte.

Estamos a tiempo. La salida de Pizarro y Pulido, la llegada de Chicharito, Vela y Jona son llamadas de atención. Son luces en el tablero que nos indican que algo está mal. Que la máquina requiere mantenimiento. Se necesitan nuevas ideas en nuestro balompié.

Reducción de equipos en Primera y por consiguiente aumento en Liga de Ascenso, eliminación del porcentaje, torneos largos con Liguilla, venta de derechos en otros continentes, control de calidad en la llegada de extranjeros con limitantes al estilo Premier League, mejor calendarización para ingresar de nuevo a los torneos sudamericanos, profesionalización de academias en los equipos, regularizar los costos del futbolista mexicano en nuestro país (están sobrevalorados), etc. son algunas de las ideas que se me ocurren y seguro habrá más.

Si no hacemos algo pronto o perdemos lo único en lo que podemos vencer a los de arriba o de plano nos absorben.

Twitter: @sergiotrevino9

Histórico